July 01, 2010

america redonda Desde hace mucho, hablamos los latinoamericanos de nuestro continente.  De cómo los del norte nos lo han querido quitar y como las realidades han dividido el continente en tres: centro, sur y norte América.

Pero, nos hemos puesto a analizar ¿por qué existen esas tres divisiones?

He llamado este artículo la teoría americana porque después de cierto ponderamiento e investigación he formado opinión sobre el asunto y determinado las posibles razones y consecuencias de los eventos históricos que nos formaron.

Tenemos varias preguntas que contestar:
  1. ¿Por qué tenemos tan pocas etnias?
  2. ¿Por qué existen tantas diferencias culturales entre las tres regiones mencionadas?
  3. ¿Por qué hay una diferencia económica entre estas regiones?
… entre otras.

Empezaremos por decir que de las tres regiones las que pertenecen a Latinoamérica tienen una época anterior a la conquista, de mucho mayor desarrollo que la región norte. Los Mayas, Incas y aztecas, eran civilizaciones súper desarrolladas en comparación con los indígenas de Norteamérica y los amazónicos.

Creo que eso trajo como consecuencia que los conquistadores, se enfocaran en los sitios donde estos existieron, para explotar primero, que los sitios del norte, que no estaban tan desarrollados, pues presumían que en estas áreas existía más la razón básica de la conquista: el oro.

Si, en el sur existieron conquistadores… En el norte existieron colonizadores. Y ahí está la base de nuestras grandes desigualdades: Los que vinieron a “descubrirnos” no venían con ese interés, sino que eran un grupo de rechazados sociales, que venían a esta región a hacerse ricos con la comercialización de especias de la india. Analizaban ellos, que si la teoría de que la tierra era redonda era cierta, entonces no  había que dar la vuelta por debajo de África, ni enfrentarse con los turcos en el Bósforo, para buscar especias en el oriente.  Sería más fácil tomar aguas desconocidas hacia occidente y dar la vuelta “por detrás” a la tierra y llegar a la India.  Ocurre que entre su objetivo y Europa existía esta masa de tierra que va de polo a polo que ahora llamamos América.

america Al llegar estos cuasi delincuentes a estas costas y encontrar indígenas como Guacanagarix, que los trataban como semidioses, pensaron ellos, llegamos al paraíso y aquí vamos a comer con “nuestra dama”.

Su mayor interés después de este “descubrimiento” fue buscar oro. Y para ello, Con ayuda de la iglesia y su evangelización, destruyeron, masacraron, esclavizaron y explotaron los indígenas de estos lares.

Sin embargo los que llegaron a Norteamérica iban con otros motivos.  Buscaban una nueva tierra para huir la miseria de Europa medieval y establecerse y vivir en esas tierras. Como huían de la inequidad, establecieron leyes claras que evitaran que reyes o nobles les abusaran.  Bajo estas leyes todos eran iguales.

Nuestros descubridores no querían quedarse, solo querían regresar con riquezas a la “madre patria”. Para lograr esto muy rápido, no debía de existir ley alguna. Y nunca se promovió el imperio de la ley.

En conclusión unos venían a construir y otros a saquear.

Y así ocurrió.  En el norte se asentaron gentes progresistas que debieron utilizar su ingenio para sobrevivir en este nuevo continente y por aquí vinieron unos avaros y delincuentes que utilizaron sus armas para conseguir oro.

Todavía hoy, los descendientes de esos avaros, nos siguen gobernando y su objetivo siempre ha sido y será, hacerse de dinero y por eso nos plaga la corrupción en toda Latinoamérica. Todo esto usualmente bajo el manto “protector” de una iglesia atrasada, que siempre es parte del gobierno. La ley nadie la respeta. Nuestros jueces se venden al mejor postor y la delincuencia, bajo estas condiciones, crece.

Los otros países los dirigen gente de progreso, que tienen por norte el desarrollo y el ingenio para ayudarles a ser líderes en el comercio y la política. También esos países han determinado desde el principio la separación de la iglesia y el gobierno, la educación y la toma de decisiones. Y se estableció el imperio de la ley. Ellos tienen un llamado “Sueño Americano”; nosotros tenemos una pesadilla.

¿Podremos cambiar, nosotros, esta carga histórica que nos agobia y no nos deja avanzar?  No quisiera ser yo pesimista, pero cuando las enfermedades son endémicas y crónicas, son muy difíciles de erradicar.

Solo nos queda educar.  Educar a nuestros hijos con el ejemplo de no hacer lo malo.  De mantener la separación de la iglesia, de las decisiones gubernamentales. De promover el ingenio y la autosuficiencia.

De analizar la historia y entender porque somos así, y tal vez, en el futuro, nuestro destino cambie y Latinoamérica sea, por fin, libre para desarrollarse.

Que así sea.

0 Comentarios:

Post a Comment

Opine lo que le dé la gana. Le responderemos de la misma forma...
Say whatever you want, we can take it.

Share/Compartir

Mis Videos

Loading...

Articulos Populares/Popular Posts

Translate/Traducir

Libro Tullidor - Version mixta ingles-español

Libro Tullidor- version en español solamente